¿Cabe la empatía en un botón?

El creador de Facebook ha entreabierto esta semana una de las puertas a las que más se había resistido en los últimos años. El martes, en una de sus sesiones de preguntas y respuestas con los usuarios, Mark Zuckerberg decidió al fin no esquivar la pregunta recurrente sobre las alternativas al botón de “me gusta” ante contenidos que no se prestan a esa reacción como tragedias personales o malas noticias. “Mark, necesitamos tener más opciones que el botón de “me gusta”. ¿Por qué no incorporar “lo siento”, “interesante” o “no me gusta”?”, planteó desde Egipto uno de los miembros de la red social con más penetración del mundo (1.400 millones de usuarios activos).

Seguir leyendo.

Portada de Tecnología | EL PAÍS

¿Cabe la empatía en un botón?

El creador de Facebook ha entreabierto esta semana una de las puertas a las que más se había resistido en los últimos años. El martes, en una de sus sesiones de preguntas y respuestas con los usuarios, Mark Zuckerberg decidió al fin no esquivar la pregunta recurrente sobre las alternativas al botón de “me gusta” ante contenidos que no se prestan a esa reacción como tragedias personales o malas noticias. “Mark, necesitamos tener más opciones que el botón de “me gusta”. ¿Por qué no incorporar “lo siento”, “interesante” o “no me gusta”?”, planteó desde Egipto uno de los miembros de la red social con más penetración del mundo (1.400 millones de usuarios activos).

Seguir leyendo.

Portada de Tecnología | EL PAÍS